/ Enfermedades / Asocian el nivel alto de testosterona en mujeres con la diabetes, el SOP o el cáncer

Asocian el nivel alto de testosterona en mujeres con la diabetes, el SOP o el cáncer

Adamed Mujer en 13 febrero, 2020 - 12:00 pm en Enfermedades

Las mujeres con niveles genéticamente elevados de testosterona tienen un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2, síndrome de ovario poliquístico (SOP) y cáncer de mama o endometrio. En los hombres, sin embargo, aunque el exceso de testosterona les hace más propensos a sufrir cáncer de próstata, tener niveles altos de esta hormona les protege frente a la diabetes tipo 2, según una investigación publicada en Nature Medicine.

La testosterona es una hormona que nuestro organismo produce de forma natural, y se le atribuyen beneficios para la salud como favorecer la salud de los huesos (mayor densidad ósea), la composición corporal (mejor distribución de la grasa) o la función sexual, pero no se conocía bien su posible impacto sobre el desarrollo de ciertas enfermedades, y sobre todo, cómo afectaba de forma diferentes a la salud de hombres y mujeres.

El estudio ha sido realizado por científicos de las universidades de Cambridge y Exeter (Reino Unido), que analizaron el ADN de 425.097 personas incluidas en el Biobanco del Reino Unido, lo que les permitió identificar 2.571 variantes vinculadas a diferencias en los niveles de testosterona, que comprobaron en otros estudios como EPIC-Norfolk y Twins UK. Los investigadores emplearon una técnica denominada aleatorización mendeliana que usa diferencias genéticas naturales para determinar si las asociaciones conocidas entre una enfermedad y los niveles de esta hormona sexual son causales en vez de correlativas.

La testosterona influye en el síndrome de ovario poliquístico

Observaron que la testosterona genéticamente más elevada aumentaba el riesgo de diabetes tipo 2 en las mujeres un 37%, y un 51% las probabilidades de síndrome de ovario poliquístico, mientras que en los hombres con más testosterona se reducía un 14% el riesgo de diabetes tipo 2.

Según explica John Perry, de la Unidad de Epidemiología del MRC en la Universidad de Cambridge y principal autor del artículo, el hecho de que los niveles genéticamente elevados de testosterona en las mujeres incrementen su riesgo de sufrir SOP es importante para entender el papel que desempeña esta hormona en el origen de este problema, en vez de considerarse únicamente como una consecuencia del mismo.

Katherine Ruth, una de las investigadoras de la Universidad de Exeter que ha participado en el estudio, añade que sus hallazgos no solo proporcionan información relevante sobre la influencia de la testosterona en estas enfermedades, sino que demuestran la importancia de estudiar por separado a hombres y mujeres, ya que en el caso concreto de la diabetes los efectos de la hormona son opuestos.

Los autores del trabajo también han pedido que los resultados no se usen para justificar el consumo de suplementos de testosterona en los hombres, porque advierten que antes es necesario realizar estudios similares para averiguar el efecto de esta hormona sobre otras patologías, sobre todo en el caso de las enfermedades cardiovasculares.

0 Comentario Opina

Envíenos un mensaje aqui

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *