/ Destacados-2 / La cerveza tiene efectos beneficiosos para la mujer durante y después de la menopausia

La cerveza tiene efectos beneficiosos para la mujer durante y después de la menopausia

cerveza
Adamed Mujer en 19 junio, 2015 - 12:38 pm en Destacados-2, Menopausia

El consumo moderado de cerveza, por los ingredientes naturales con los que está elaborada, puede tener efectos beneficiosos para la salud de la mujer durante y tras la menopausia. Esta es una de las conclusiones del libro “Efectos de la cerveza durante la menopausia”, coordinado por el doctor Tirso Pérez Medina, Profesor Titular de Ginecología y Obstetricia de la Universidad Autónoma de Madrid y jefe del Servicio de Ginecología del Hospital Universitario Puerta de Hierro de Madrid, presentado este miércoles en el 33º Congreso Nacional de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia que se celebra estos días en Bilbao.

El libro realiza una revisión bibliográfica sobre los efectos del consumo moderado de cerveza en la salud de la mujer durante y después de la menopausia. “El consumo moderado de cerveza dentro de una alimentación saludable tiene efectos protectores en la salud debido a los ingredientes naturales con los que está elaborada (agua, cebada y lúpulo). Es una bebida que forma parte de la Dieta Mediterránea y que tiene efectos beneficiosos en la salud de la mujer durante y tras la menopausia debido a sus propiedades estrogénicas, antiinflamatorias y antioxidantes”, afirma el doctor Tirso Pérez.

Según mantiene, en esta etapa de la vida de la mujer son de especial relevancia las propiedades antioxidantes de la cerveza, su aporte de vitaminas y nutrientes y su contenido en fibra y en fitoestrógenos, altamente beneficiosos en la prevención de patologías derivadas del descenso de estrógenos propio de la menopausia. Según el experto, existe una estrecha relación entre el estado nutricional de la mujer durante la menopausia y los riesgos de desarrollar enfermedades como arterioesclerosis, diabetes, enfermedades neurodegenerativas o cáncer, patologías relacionadas con el estrés oxidativo.

Estudios científicos concluyen que el consumo de fitoestrógenos naturales en la dieta puede llegar a retrasar la menopausia alrededor de dos años y sus propiedades antioxidantes pueden ayudar a combatir y eliminar los radicales libres producidos por el estrés oxidativo, responsables del envejecimiento de los órganos. Por otro lado, el consumo moderado de cerveza, según los expertos, aporta polifenoles que pueden favorecer la protección contra enfermedades cardiovasculares y la reducción de los fenómenos oxidativos responsables del envejecimiento del organismo.

Según investigaciones científicas, hay varios nutrientes que tienen gran importancia sobre la masa ósea y, algunos de ellos, se pueden encontrar en la cerveza previniendo la osteoporosis, que las mujeres suelen padecer tras la menopausia. Esta bebida contiene isoflavonas que tienen un efecto estrogénico importante, inhiben la pérdida de masa ósea y estimulan la secreción de calcitonina que inhibe la resorción ósea y estimula su formación; diadzeina y genisteina, presentes en el lúpulo y en la cáscara de la cebada y que tienen un efecto protector sobre el hueso; y silicio, elemento esencial en los procesos de calcificación que incrementa la densidad ósea y promueve la formación de colágeno. También contiene calcio y vitamina D, ambos componentes presentes en la cerveza; magnesio, que ayuda en el metabolismo y en la absorción de calcio; y zinc, cobre y manganeso, que estimulan la formación ósea y el desarrollo normal del hueso.

Por último el libro asegura que el consumo moderado de cerveza podría tener un efecto protector sobre las enfermedades neurodegenerativas, como la enfermedad de Alzheimer, causa más común de demencia en personas mayores de 65 años y de la que las mujeres se ven afectadas con más frecuencia que los hombres. La cerveza podría tener un efecto protector sobre estas enfermedades debido a sus propiedades antioxidantes y a la presencia de silicio en su composición, que actuarían como reductor del aluminio, presente en esta enfermedad.

0 Comentario Opina
Califica este artículo

Envíenos un mensaje aqui

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *